Cáritas

Caritas Internationalis:

Origen de la Confederación Cáritas en el mundo

Los primeros movimientos de Cáritas fueron inspirados en sus orígenes por los padres Paules a finales del siglo XIX, con sus organizaciones dedicadas a las obras de caridad, tanto en Francia como en Alemania. Estas obras testimoniales y su contacto le tocaron el corazón, la inteligencia y la imaginación al seminarista Lorenz Wethmann, estudiante del Colegio Germánico de Roma. Lorenz, ya sacerdote, fue madurando la idea de unificar y de establecer la coordinación con los grupos y organizaciones que de alguna manera se dedicaban a las obras de caridad. En 1885 conjuntamente con otros 4 sacerdotes, se forma el primer Comité de la Caridad con los objetivos de buscar la mejor manera de organizar a todas las instancias de caridad en la Alemania Católica, y de aglutinar a científicos e intelectuales para elaborar y publicar una revista sobre las acciones de caridad la cual posibilitaría, con su difusión un proceso de comprensión, de apoyo, de esfuerzo y de camino hacia la unión. Durante la Primera Guerra Mundial (1914-1918), Cáritas de Alemania Católica tiene una gran presencia testimonial al servir de salvo conducto a la recuperación de los soldados presos, sin distinción de nacionalidades e ideologías, para dar protección a los niños huérfanos de guerra y servir de correo y contacto con los soldados presos y beligerantes. Después de la guerra, Cáritas Alemania, revisa profundamente su actuar y la dialéctica del patrimonio institucional de Cáritas, al preguntarse: ¿de quién es Cáritas? ¿de la Iglesia jerárquica, de los seglares o de toda la Iglesia? Para 1916, Cáritas de la Alemania Católica estaba consolidada. Cáritas Alemania reúne las ayudas internacionales, principalmente de Francia, Suiza y Estados Unidos comenzando así a generar la idea de la internacionalización de Cáritas. En marzo de 1897, se concretiza la idea tan codiciada de la unión de las instituciones de caridad de la Alemania Católica, pero recién el 9 de noviembre de 1897, las autoridades eclesiásticas admiten dicha institución como Caridad planeada bajo la custodia de los obispos. Durante la Primera Guerra Mundial (1914-1918), Cáritas de Alemania Católica tiene una gran presencia testimonial al servir de salvo conducto a la recuperación de los soldados presos, sin distinción de nacionalidades e ideologías, para dar protección a los niños huérfanos de guerra y servir de correo y contacto con los soldados presos y beligerantes. Después de la guerra, Cáritas Alemania, revisa profundamente su actuar y la dialéctica del patrimonio institucional de Cáritas, al preguntarse: ¿de quién es Cáritas? ¿de la Iglesia jerárquica, de los seglares o de toda la Iglesia? Para 1916, Cáritas de la Alemania Católica estaba consolidada, reúne las ayudas internacionales, principalmente de Francia, Suiza y Estados Unidos comenzando así a generar la idea de la internacionalización de Cáritas. En el año 1955, la Conferencia Episcopal Latinoamericana (CELAM) invita a los Obispos a fundar sus Cáritas. Hoy Cáritas Internationalis es una de las más amplias redes humanitarias del mundo, congregando a más de 200 países. Los propósitos de Cáritas Internationalis son: 1. Ayudar a las Cáritas Nacionales (de cada país parte de la Confederación) a participar de la asistencia, la promoción humana y el desarrollo integral de los más desfavorecidos 2. Estudiar los problemas planteados por la miseria en el mundo, las causas y posibles soluciones. 3. Participar en el esfuerzo de la población por mejorar sus condiciones de vida tanto individual como comunitaria. 4. Animar y coordinar la acción frente a situaciones de emergencia. Estos objetivos se establecen en el marco de la Doctrina Social de la Iglesia cuyos valores se fundan en acciones orientadas a los más necesitados, siendo ellos los protagonistas de su propio desarrollo e impulsando el respeto por la justicia.

Cáritas Argentina

Siguiendo las líneas definidas por Cáritas Internationalis, la Conferencia Episcopal Argentina (CEA) creó en 1956 Cáritas Argentina cuyo estatuto expone como objetivo principal "animar y coordinar la obra social y caritativa de la Iglesia, insertada en la pastoral orgánica a través de formas adaptadas al tiempo y las circunstancias, para lograr el desarrollo integral de todo el hombre y de todos los hombres, con especial preferencia por las personas y comunidades más marginadas." En 1962 comienzan a reunirse los secretariados diocesanos que se constituían. En muchos casos logran constituir sus sedes y contar con voluntarios y recursos para recibir donaciones. Promediando la década del setenta, la mayoría de las Cáritas de América Latina destinaban gran parte de sus energías a la ayuda inmediata, especialmente a través de la donación de alimentos, medicamentos y ropa. En nuestro país esta situación comienza a revertirse a principios de los ochenta, cuando aparece la necesidad de animar procesos de promoción humana y un mayor protagonismo de quienes participan de los distintos proyectos, para procurar el propio desarrollo y el de sus comunidades. Es así que el 8 de mayo de 1981 Caritas pasó a ser un organismo de la Pastoral Caritativa de la Iglesia, dependiente del Equipo Pastoral Social del Episcopado Argentino. Hoy, Cáritas Argentina es el organismo oficial de la Iglesia Católica que lleva adelante la pastoral caritativa para lograr el desarrollo integral de todo el hombre y de todos los hombres, con especial preferencia por las personas y por las comunidades más pobres y marginadas. Está presente en las 66 diócesis de la Iglesia Argentina y canaliza su acción a través de más de 3.500 parroquias, capillas y centros misionales que permiten el trabajo directo con las familias y personas que viven distintas situaciones de pobreza o exclusión en todo el país. A través de ellos Cáritas lleva adelante proyectos e iniciativas de promoción humana acompañando micro-emprendimientos productivos y de autoconsumo, brindando capacitación laboral, formación en ciudadanía, talleres de alfabetización para adultos, becas escolares y universitarias, espacios educativos y apoyo escolar, cuidados preventivos en salud y alimentación y asistiendo con ayuda inmediata ante situaciones de extrema pobreza o emergencias climáticas. Esta enorme tarea es posible gracias al compromiso cotidiano de más de 32.000 voluntarios y a la colaboración solidaria de toda la sociedad.

Cáritas en la Diócesis de Venado Tuerto

La Diócesis de Venado Tuerto es una diócesis sufragánea de la arquidiócesis de Rosario fue erigida como Diócesis independiente el 12 de agosto de 1963. Comprende los departamentos santafesinos de General López, el departamento Caseros  y parte del departamento Constitución, contando 14.000 km² de extensión. Tiene una población de más de 200.000 habitantes, La patrona de la diócesis es la Inmaculada Concepción de María (8 de diciembre). Desde sus orígenes en nuestra Diócesis las tareas sociales con los más pobres y necesitados se llevaban adelante como FAC (Fraterna Ayuda Cristiana), lo hacían voluntarios que realizaban estas tareas particularmente en cada parroquia. El 9 de Julio de 1967, Mons. Rossi en consonancia con lo resuelto por la Conferencia Episcopal Argentina en cuanto a la organización y estructura de Cáritas en las Diócesis, resuelve transformar lo que era la FAC en Cáritas Diócesis de Venado Tuerto, con el tiempo esto fue imitado en la Parroquias hasta contar hoy con más de 35 Cáritas Parroquiales. La misión es la de animar, coordinar y organizar la pastoral caritativa de la Iglesia procurando generar y dar respuestas integrales a las problemáticas de la pobreza desde los valores de la dignidad, la justicia y la solidaridad. Finalmente el objetivo de Cáritas Diocesana es realizar acciones pastorales que sean eficaces, procurando incidir en la transformación cultural del contexto sin pretender reemplazar la acción de otras instituciones o del Estado en sus diferentes niveles.